La publicidad nos habla, nos comunica. La publicidad resuelve unas dudas al tiempo que crea otras. La publicidad informa, persuade, recuerda, educa, refuerza y, para ello, utiliza una larga lista de medios y recursos que permiten transmitir una idea (el mensaje publicitario) de forma clara y concisa. Si nos detenemos